Listos para la fiesta

Cada seis meses es la misma historia, algunos equipos del fútbol mexicano consiguen su boleto para la fiesta grande en la jornada 17 y creen que así pueden salvar un torneo bastante irregular y mediocre.

 

En algunos medios de comunicación se aplaude el hecho de que nuestro fútbol sea tan “competitivo”, la realidad es que nuestro sistema de torneos cortos hace que no se tenga una planeación adecuada a largo plazo, las directivas tengan poca paciencia con los proyectos, rueden de 3 a 5 cabezas de directores técnicos cada torneo, entre muchos otros problemas que arrastra nuestro fútbol y no nos permiten avanzar como liga.

El sistema de competición del fútbol mexicano nos arroja cada torneo la posibilidad de que algún equipo de media tabla, o en ocasiones debajo de ésta, pueda  luchar por el título de la liga mexicana. Los torneos cortos se definen en tres grupos de seis integrantes cada uno, de ellos clasifican a la liguilla los dos primeros lugares y los dos mejores terceros lugares de todos los sectores.

Los conjuntos que llegan más fuertes a la liguilla son el Cruz Azul, Monterrey, San Luis, Santos y América, todos ellos ya clasificados desde la jornada 16. El superlíder Cruz Azul llega una vez más como un potencial finalista, pero para los aficionados celestes ya no les basta llegar a la final, lo único que los tendrá satisfechos es el título; Monterrey, que desde la llegada de Vucetich a la dirección técnica ha logrado un título de liga y un Interliga, pero sobre todo ese estilo de juego ofensivo y espectacular; los gladiadores del San Luis han venido de menos a más a lo largo de las jornadas y se perfila como una buena liguilla para conseguir su primer título después del subcampeonato en el Clausura 2006;

Santos es uno de los tres equipos que mejor fútbol han desplegado en todo el torneo con la ofensiva más envidiada de México; por último las águilas del América que no convencieron con su juego y una vez más se colaron a la fiesta grande a pesar de la gran irregularidad de la que padecen.

Todo puede pasar en la recta final del torneo mexicano, donde el que siempre fue el equipo mediocre llegue a ser campeón o el superlíder salga a las primeras de cambio; el actual campeón, Toluca, entró a la fiesta grande del Bicentenario 2010 en media tabla. En el fútbol mexicano las quinielas siempre serán un volado.

Omar L.

No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: